La Superintendencia de Pensiones es el órgano encargado de la supervisión del Sistema Nacional de Pensiones.  En este rol, le corresponde desarrollar e implementar un marco de supervisión y evaluación de riesgos, acorde con la naturaleza de las entidades reguladas y considerando los riesgos asociados a los fondos administrados por estas.

 

Este marco debe permitirle a la Superintendencia de Pensiones, aplicar estrategias y metodologías para identificar los riesgos inherentes a los fondos administrados por las entidades reguladas, evaluar la calidad de la gestión de esos riesgos por parte de las instancias pertinentes y, resultado de ello, diseñar y llevar a cabo una respuesta de supervisión apropiada, que le permita asignar los recursos de supervisión a aquellas entidades reguladas, o procesos de los fondos administrados, que requieran mayor atención, todo con el fin de velar porque el Sistema Nacional de Pensiones otorgue pensiones dignas, como en derecho corresponde.

 

El desarrollo de este marco se inscribe dentro de una lógica de regulación y supervisión más amplia, que ha contemplado la emisión de normas como el Reglamento sobre gobierno corporativo, que establece principios respecto del proceso de toma de decisiones en las entidades reguladas; el Reglamento de riesgos, que retoma los principios de gobierno corporativo aplicables al gobierno de riesgos y desarrolla principios y criterios para que las entidades reguladas gestionen los riesgos y para que la Superintendencia evalúe esa gestión y; el Reglamento actuarial, que establece normas y buenas prácticas para la gestión de la solvencia por parte de los regímenes de beneficio definido.  El proceso de adecuación del marco normativo se complementará con un Reglamento de gestión de activos, que vendrá a sustituir y a ampliar el alcance del actual Reglamento de inversiones de las entidades reguladas.

 

Todos estos elementos se interrelacionan y articulan para dar fundamento a un modelo de supervisión con base en riesgos actualizado y modernizado, que tiene como pilares la responsabilidad de las entidades reguladas respecto de la identificación y gestión de los riesgos y el rol de la Superintendencia en la evaluación de los riesgos y de la gestión que de ellos hacen las entidades reguladas.

 

De acuerdo con los lineamientos establecidos por el CONASSIF, el modelo de supervisión aplicado por la Superintendencia de Pensiones mantiene, en lo pertinente, uniformidad con el desarrollado por el resto de las superintendencias adscritas a ese órgano colegiado, lo cual permite armonizar la comunicación entre los reguladores y las entidades reguladas del sistema financiero y resulta de especial relevancia en el caso de entidades pertenecientes a un mismo grupo o conglomerado financiero.

 

Puede acceder al documento completo en este enlace.

SUPEN

Misión: Promover pensiones dignas.

® Copyright 2018
Última actualización: 03 de diciembre de 2018
Superintendencia de Pensiones Costa Rica
Política de privacidad, seguridad y uso de cookies
Términos de uso

Mapa del sitio

  • Tel: 2243-4400
  • Fax: 2243-4444
  • supen@supen.fi.cr
  • Edificio Equus, San Pedro Montes de Oca